Cruce Gabo Ferro + Rubén Szuchmacher

Crónica de Celia Coido y Alfredo Staffolani.

Celia es coordinadora del Programa Intensivo para creadores de música de Campus Bienal y Alfredo, coordinador del Programa Intensivo para artistas escénicos de Campus Bienal. 

 

Todo comenzó cuando Rubén preguntó quienes eran de artes escénicas y quiénes de música. Los primeros eran los menos y con timidez levantaron la mano. Szuchmacher se puso contento: “Los directores no suelen saber nada de música, pero quieren dirigir teatro musical.”

 

Un trabajo colaborativo entre un músico (ó un artista que además es músico y canta, diría Szuchmacher de Gabo) y un director de escena pudo abrir una serie de relatos - cruce que permitieron pensar cuestiones formales y no tanto en la puesta en espacio de un recital de música.

 

Bienalistas de música y escénicas reflexionaron y se reflexionaron dentro de procesos de trabajo donde el rol del músico y el director muchas veces no se vincula, otras no se experimenta y otras también, de aparecer, se presenta más como un obstáculo en la toma de decisiones que como una posibilidad.

 

Las palabras de Gabo y Rubén Szuchmacher echaron luz. Sobre prejuicios, realidades negadas, trampas del cotidiano que a veces nos hace pensar que las cosas son de un solo modo o no son. Ellos derriban con cada acto ese hechizo que es veneno para compartirnos un ejercicio de la libertad creativa y artística…soberano.

 

Parte de este sistema fue probado en dos experiencias colaborativas: Espacio contra el estallado (una serie de recitales performáticos de Gabo con puesta en escena de Szuchmacher) y la ópera de Ese grito es todavía un grito de amor de Gabriel Valverde, sobre textos de Roland Barthes.

 

Gabo dispara: “La guitarra es un elemento dramático” y entramos volteando la puerta a la reflexión sobre la música y la escena. Rubén maldice a Disney y a la música esclavizada por la imagen. Y nos quedamos adentro de ese campo nuevo en el que cosechamos ideas:



“Hay muchos presupuestos que son prejuicios”.


“Si hoy día algo está depreciado es la percepción”.


“Si no hay un problema no hay historia”. 

 

“Hay un gran trabajo de dragueo para que parezca cantautor”.


“Los directores son los seres más débiles de la creación”.

“Está bueno partir de aquello que no es la cosa”.

 

El tiempo pasa rápido, quedan preguntas por compartir con Rubén y Gabo y muchas más para llevar a nuestro diálogo con eso que somos y hacemos en nuestro proyecto artístico hoy.

 

A la vez, rapaces los músicos y directores, se quieren aventurar por conocer cómo pueden compartir una experiencia colaborativa sin resignar ninguno de sus lugares específicos. Frente a esto, se cruzaron las experiencias:

 

“Preguntarse qué es lo que tiene que ser lo escénico para que la música se pueda escuchar...pensar dispositivos de escucha” dirá Szchumacher, y Gabo reafirma: “Solamente se trata de estar disponible para aprender algo que no es propio, pero que permite hacer emerger lo propio y potenciar el encuentro con el otro.”

 

 

Para conocer más sobre Campus y el Programa: http://campusbienal.com.ar/

Tags

  • Música
  • Escénicas
  • Cruce