“Me gusta hacer las cosas con palabras" entrevista al ganador del premio Literatura

El ganador de premio de la disciplina Literatura, Eric Baremboin nos cuenta su relación con la literatura, y el mundo de las palabras donde se mueve cómodamente y con mucho humor. La novela “Suarez en Kosovo” va a ser editada por la célebre editorial Entropía.



-Estás muy metido en el mundo del Slam en Argentina. Y con el libro impreso, ¿cuál es tu vínculo?
Empecé a compartir poesía en el Living Público de Nulú Bonsai en el 2010. Eso me abrió las puertas al circuito poético porteño. En 2011 arrancó el Slam Argentino de Poesía Oral, del cual fui presentador durante un tiempo. Desde ese momento me enfoqué en la poesía performática. En 2016 arranqué la Justa Poética Slam con un grupo magnífico (Mana Bugallo, Vero Stewart, Mili Morsella, Daniela Felitte, Maia Duek, Julia Kornberg y Germán Amato), pero en 2017 tomé distancia y me metí de lleno en la escritura de la novela. ¿Cuál es mi vínculo con el slam? Sigo tomando apuntes y reflexionando al respecto. ¿Cuál es mi vínculo con la escena poética actual? Cada tanto aparezco y recito algo, pero en general soy un feliz espectador del enorme horizonte creativo existente. Las editoriales independientes no paran de laburar, los ciclos de poesía proliferan, y surgen nuevos escenarios donde la palabra se pone en juego. La poesía es urgente y necesaria.

 

-¿Tenés algún libro editado en papel ya? Qué se siente tener esa posibilidad en el escenario actual editorial?

Suárez en Kosovo será mi primera experiencia de publicación en papel. Tener la posibilidad de trabajar con una editorial del calibre de Entropía es un privilegio descomunal. Siento gratitud. Al mismo tiempo, pienso en los libros y fanzines que vengo leyendo hace años: tiradas de 50 o 100 ejemplares, algunos artesanales y cosidos a mano, comprados directamente a lxs autor, a lxs editores, producto de esfuerzos extraordinarios, de horas robadas al sueño o al call center... quiero decir: la posibilidad de publicar está ahí, hay un caldero en ebullición con muchxs cocinerxs y comensales salivando.


-¿Qué es o fue lo que te animó a escribir tu novela?

(Me encantan estas preguntas. Creo que disfruto el género "entrevista"). Isa y Euge Santana me dijeron que escriba una novela, Milton Rodriguez me dijo que la de Suárez era una buena idea, Mana me dijo que lo que estaba escribiendo estaba bueno en serio. (Miren cómo esto se transforma en una lista de agradecimientos). En 2016 sistematicé una forma de escritura con Andi García Strauss y Belén Coluccio para armar unas partes de su obra de teatro "La intemperie de las cosas", y ese sistema se consolidó a principio de 2017 con Andi, Ale Marani y Matías Miranda para escribir otra obra de teatro. (Ahora miren cómo me voy de tema). Mis viejos y mis hermanos mayores siempre me dan libros o películas o música o algo que a ellos los entusiasma. Esta es la consecuencia. Cuando a alguien le contagiás el entusiasmo, se da manija para hacer lo que le gusta. A mí me gusta hacer cosas con palabras. Voilà.

 

-Contanos cómo fue el proceso de escritura de Suárez en Kosovo.

2014. Euge me manda un artículo de diario que se viraliza por dos días. "Un club de Kosovo le ofrece...". Se nos ocurre que el mundo es insólito. Durante la cena decimos con Isa que hay que escribir esa novela. Esa semana escribo dos párrafos.

2015. Un día le leo a Mana esos párrafos. Me muestra la canción "Adiós Miguel" de Leo Maslíah. Tacho un párrafo. Esa semana modifico el otro.

2016. Primavera. Le cuento a Javier Sabarrós que en mi lista de quince proyectos hay uno llamado "Suárez en Kosovo". Él me dice que Suárez nació en Salto, y charlamos de Uruguay. Esa semana le cuento la idea a Milton y me dice que si escribo el libro él hace la peli.

2017. Verano: Veo la convocatoria de la Bienal de Arte Joven de Buenos Aires. Me siento a escribir todos los días. Mando el proyecto.

2017. Otoño: El proyecto es aceptado. Empiezo el taller con Hernán Ronsino y el segundo "grupo magnífico" de esta entrevista, del que hablaré luego. La dinámica me funciona bárbaro y la paso genial.


-Qué le dirías hoy a los escritores más jóvenes?

Soy joven por los motivos equivocados. Todavía no estoy en condiciones para "decirle cosas a lxs escritores jóvenes" y no escucharme a mí mismo sonar como un idiota.

 

-¿Qué estás leyendo en este momento?

"Últimas noticias de la escritura", de Sergio Chejfec, editado por Entropía (aproveché la reunión de trabajo y me lo llevé). Inmediatamente antes leí "El Camino de los Perdidos" de Alejandra M. Zani (editado por Milena Caserola), y justo antes "Los accidentes" de Camila Fabbri (Notanpüan).


-Nombranos 3 artistas referentes tuyos.

Elegiré a partir de arbitrariedades.

1) Kurt Vonnegut. Justo antes de zambullirme en la escritura de "Suárez en Kosovo" leí (y traduje en parte, por práctica y diversión) "If this isn't nice, what is?", la compilación de sus discursos para graduados.

2) B. Traven. Excelentes novelas. Incierta biografía.

3) Susy Shock. Verla en escena es una experiencia transformadora - y más de cerca, las veces que tuve la chance de escucharla en diálogo directo con Mana, me reveló una claridad inigualable sobre la ética y la práctica artística.


-Quiénes o qué sentís que te influencian o influenciaron en tu trabajo actual? (artistas, referentes, amigos, o lo que consideres)

Podríamos considerar esta pregunta como una extensión de la anterior, donde además se incluyen todas las personas ya mencionadas. Amplío un punto que quedó colgado: el grupo magnífico del taller de la Bienal me ayudó como nadie durante la escritura de "Suárez en Kosovo". Tomás Schuliaquer, Lucía Rud, Martín Jali, Santiago Pérez Izquierdo, Valentina González Nucci, Matías Buonfrate, Nubia Bado, y por supuesto, Hernán Ronsino, contribuyeron semana a semana con su lectura atenta y consejos precisos a la creación.

(Me encanta, de golpe esto es un vale todo para mencionar gente: ya que estamos le tengo que agradecer a Federico Matías Pailos porque una vez nos juntamos por una infusión para charlar sobre su novela "DFW" y me activó unas claves novelísticas fundamentales).

 

-Nombranos 3 obras literarias que pensás que hay leer, en algún momento de la vida, al menos antes de morir!

"¡Socorro!", de Elsa Bornemann. "Los imposibles", de Ema Wolf. “Irulana y el ogronte”, de Graciela Montes.

 

-Estás leyendo algo ahora? Contanos.

El ensayo de Chejfec está bueno, de momento reflexiona sobre la materialidad de la escritura, la libreta, la máquina de escribir, el procesador de texto en computadora. Súper entretenido. Me da ganas de dejar de leerlo y escribir mis propias opiniones sobre el tema. Soy fanático de las libretitas y anotadores.


-Recomendá un libro para todo el que tenga el anhelo de tener su novela impresa. Decinos porqué lo recomendás.

La Biblia. Ah re.