Antihomenaje en primera persona

Son pocos días y no te lo podés perder. Si te interesa la performance y el cruce de disciplinas tenés que venir a ver Antihomenaje DADÁ (101 años del Cabaret Voltaire) curado por los inclasificables Emilio García Wehbi y Ricardo Ibarlucía. 

 

La muestra es el resultado de una convocatoria abierta realizada en 2016 en conjunto por Bienal de Performance, Centro Cultural Recoleta y Bienal Arte Joven Buenos Aires. Ya se puede adivinar la potencia y lo enigmático de la muestra al ver hachas, libros, andamios, y muchos artistas en acción.

 

Les preguntamos a los bienalistas, es decir los ganadores de la convocatoria, su experiencia y nos empaparon de conceptos como: trompada de energía, madama DADÁ, planteo delirante y más.

 

Antihomenaje DADÁ – 101 años del Cabaret Voltaire 

Sábado 13 al martes 16 de mayo

Horario especial: de 18:00 a 21.50 hs

El Recoleta - Sala Cronopios, J y C - 

 

Estas son las preguntas que les hicimos: 

 

Pregunta 1 (P1): ¿Cómo fue la experiencia de trabajar con Emilio García Wehbi y Ricardo Ibarlucía? ¿Algo especial para destacar o que te haya gustado mucho?

 

 

Pregunta 2 (P2): ¿Qué expectativa tenés sobre los días de la muestra?

 

 

Antihomenaje contado por algunos de sus protagonistas: 

 

Diego de Angeli y Tomás Fage -  “La ópera de las cosas”

El arte y su vocación para el polvo. Recolección, destrucción, exhibición de objetos. Neo-materalidades.

 

P1: Hemos pasado por muchas etapas a lo largo de este proceso pero de manera general el trabajo con Emilio, Ricardo y Julieta nos ayudó a preservar la naturaleza de nuestro proyecto y a la vez ampliar el diálogo con las otras obras. Hubo interlocución entre los artistas también, lo que parece generar una obra conjunta y eso se da gracias al trabajo de curadoría. Fue un tiempo precioso para buscar alguna claridad acerca de lo que estamos desarrollando.

 

P2: La Ópera de las Cosas tiene la particularidad de ocupar cuatro espacios de la galería lo que genera mucho movimiento y una constante actualización de nuestra parte y también de los materiales que utilizamos. La obra arranca el 13 y termina el 16 y será distinta a cada momento de las 16 horas de performance. Creemos que Antihomenaje Dadá va a funcionar de la misma forma: nunca será igual. Estamos curiosos para experimentar esta convivencia visual y sonora con las otras 19 obras. ¡¿Una locura, no?!

 

 

Florencia Solari  - “Usuario”

Infrarrealismo digital. Avatar, interfaz de twitter y nube de palabras gastadas.

 

P1. Al ser mi primera experiencia trabajando con otros artistas como curadores, ha sido un desafío. No fue fácil, pero tanto Emilio como Ricardo han tenido muy buena voluntad. Siento que amplió mi visón y puedo decir que me llevo un aprendizaje de haber trabajado con ellos.

 

P2. Que no solo se muestre, que cobre vida. Que provoque. Que haga pensar a la gente y que se involucren, y que entre todos despertemos al mismo espíritu de Dadá.

 

 

Pablo Ramírez - “La máquina de rezar”

Barraca de feria. Tatuajes, oráculos y conjuros. El futuro impreso en una calabaza.

 

P1. “La experiencia fue muy amena. Yo ya había trabajado mucho con Emilio y me gustó poder compartir un nuevo espacio, sobre todo por los compañeros de los otros proyectos, quienes muchos me son conocidos. Me hubiese gustado que sea un proceso más profundo y cercano, pero la cantidad de participantes y los tiempos que tuvimos para encontrarnos hacía imposible profundizar esa dinámica. Creo que lo que más voy a apreciar son los días de presentación.

 

P2: Mis expectativas son dobles. Confío en que la totalidad va a ser una trompada de energía para el espectador. Todos los proyectos tienen un valor en su particularidad y creo que en el todo lo que debe verse es algo muy cercano a una tormenta desaforada. En lo particular espero poder salir ileso corporalmente de esa tempestad. Ansío ese momento final en el que todo haya terminado y nos juntemos a ver qué quedó. Que nos paremos sobre las ruinas a compartir experiencias y perspectivas, mientras disfrutamos de la paz y del cansancio. 

 

Rosario Alfaro - “Madame Dadá”

Unipersonal pedagógico. La esposa de Monsieur Dada ofrece una visita guiada a la exposición con el fin de abrir los ojos al público ignorante. El servicio no comprende guardería.

 

P1: Fue un trabajo arduo y de mucho tiempo de coordinación, trabajar con dos personas como Emilio y Ricardo tan detallistas, generosas y respetuosas siempre es estimulante. Era interesante ver de que manera aportaban y nos hacían dialogar para que los 20 proyectos puedan convivir y coexistir en el mismo espacio. Este punto fue lo más desafiante del Antihomenjae, lograr convivir y poder concebir la presentación como una totalidad. 

 

P2: Es una gran incógnita vertiginosa, estaré preparada como madame DADÁ para sortear la dificultad y esperare lo mejor, creo que en este sentido, lo interesante o lo que me sedujo desde el primer momento de la propuesta es lo interactivo y en esto siempre hay un cierto margen inesperado. Desde el comienzo, la idea de mi proyecto era ponerme a prueba, en riesgo, estar dispuesta a fracasar es la premisa que  me guía  a arrojarme al vacío; ésto es lo único que puede  mantenerme viva en el espacio escénico.

 

 

Iván Enquin - “Sumisión”

Dadá bondage. Pantomima exótica inspirada en la antigua disciplina punitiva japonesa del Shibari que puede interpretarse de cualquier manera, excepto la correcta.

 

P1: Con Emilio y Ricardo trabajamos sobre el título de la pieza performática que remite una muy reciente novela francesa llamada "Sumisión". Fueron muy atentos con los detalles técnicos y conceptuales de todos los proyectos.

 

P2: Tengo una gran expectativa, es un sueño para mi lucirme con esta propuesta en la sala Cronopios y en el marco Antihomenaje DADÁ. Será un momento bisagra en mi trayecto como artista.

 

Manuela Sol Aquino – “Cena con pulpo”

Autorretrato con cefalópodo a la luz de la luna. Confesiones tentaculares. Dadá gourmet: poesía para degustar.

 

P1: Haber contado con las asesorías y la ayuda general de Emilio y Ricardo fue maravilloso. Desde el comienzo de los encuentros se estipuló una modalidad de trabajo horizontal, muy práctica y entusiasta. Tanto a nivel idea como técnico, las resoluciones fueron decantando de modo efectivo y rápido. Julieta Potenze también ayudó muchísimo.

 

 

P2: Ojalá se acerque bastante gente a lo largo de los 4 días y se pueda ver funcionando todas las performances como un evento uno, como un planteo de respuesta claro aunque delirante. Ojalá, también, que se contagie un poco el espíritu motor con el que venimos trabajando. Creo que, en general, estamos ansiosos y felices de mostrar a lo que hemos llegado.

 

Lucio Bazzalo y Gastón Exequiel Sánchez - "Shoot Me!"

Intervención urbana. Payaso filantrópico dispara sobre los espectadores. A pedido de los espectadores.

 

P1: Han defendido enérgicamente nuestro proyecto desde el primer instante, haciéndolo propio, superando montones de trabas e incontingencias. Lo que habla claramente de la calidad de personas que son: consecuentes y comprometidos y poseedores de una clara visión y dirección del proyecto, desde una posición ideológica y filosófica intransigente. Por todo ello, agradecidos.

 

P2: En cualquier momento, todo lo bueno puede revelarse. Dadá! El Antihomenaje cuenta con un conjunto de instalaciones, criaturas y máquinas satíricas burlonas, malditas, llevadas a cabo por compañeros que me enorgullecen. Queda sólo esperar la plenitud de los tiempos. Dadádadá

 

 


Colectivo m̸od: Andrés Belfanti – Salvador Marino – Ismael Verde - “Códex”

 

P1: La experiencia fue muy fructífera, tuvimos un diálogo fluido respecto al funcionamiento y el concepto de nuestra obra "Codex". Esa primera instancia nos sirvió para aceitar la máquina. Emilio brindó mucho apoyo tanto en las cuestiones prácticas, de gestión y organización, como en el armado de "Codex". Nuestra relación con Ricardo tuvo su fuerte en la parte teórica, con respecto al funcionamiento y los textos que la máquina iba a procesar, destruir, modificar. En esto último, también Emilio dio su postura, y entre todos llegamos a resolver una postura en común.

 

P2: Esperamos que la instalación "Codex" pueda ser recibida por el público con entusiasmo y extrañeza, como nos ha sucedido a nosotros a lo largo del proceso de creación y producción. A su vez, que la misma pueda convivir con el resto de las performances e instalaciones, generando un ambiente que entre de lleno en ese sinsentido, propio de lo Dadá.

 

 

Mateo de Urquiza -  “Manual del buen Performer”

Todos los secretos para no sucumbir al arte relacional. Libro de autoayuda con guía de ejercicios prácticos.

 

P1: Creo que una de las claves del trabajo con Emilio y con Ricardo fue, sobre todo, la idea de que lo se va a mostrar es una maquinaria (inmensa, por lo demás) en la que nada debe sobrar y nada debe faltar. Para eso, fue necesario acordar las reuniones de las que debíamos participar la mayor cantidad de artistas posible. Cuanto más veía el trabajo de los otros, más se nutría el mío: de los aciertos y de los errores. Con este vector, mi propio trabajo debe pensarse también en función de la totalidad de Antihomenaje (y esto opera también en el sentido inverso) y por lo tanto, cada decisión tomada es fundamental, pero también prescindible. Ese límite es interesantísimo.

 

Por lo demás, el permanente cuestionamiento de Emilio y Ricardo lograba, en casi todos los casos, una puesta en crisis de los propios preconceptos. Quedaba en manos de uno ratificar o rectificar los puntos que cada uno quisiera explorar, pero el naufragio fue indispensable: volver sobre los pasos ya dados, derrumbar, en algunos casos, los cimientos del proyecto, desconocer el paso siguiente.


P2: Es grato suponer que el espectador verá Antihomenaje como lo veo yo (y como lo vemos varios de los participantes): un cabaret que requiere ser visto como totalidad, y no como una muestra simultánea de trabajos individuales. Antihomenaje es un reloj corrompido, una máquina inútil sin cuyo cualquier engranaje empieza a dejar de funcionar, empieza a servir para algo y, por lo tanto, a operar como cualquier cosa, menos como DADÁ. Por lo demás, creo que DADÁ hoy es imposible, y que la irreverencia, la parodia, el absurdo y el ridículo que revindicamos sea tomado con esa misma sospecha.

 

 

Martina Otero - Moneyfest

Biodrama neopatético de los suicidas sin muerte, de las meretrices sin sexo, de los nihilistas sin destrucción, de los que quisieron ser y nunca serán.

 

P1: Con Emilio ya había trabajado. Me resulta inspirador, no sólo en cuanto a su trabajo artístico sino en su manera de llevar a cabo sus proyectos. Con Ricardo fue la primera vez, si bien no estuvo presente en todos los encuentros, fue muy claro y contundente su aporte. 

 

 

P2: No tengo tantas expectativas. En la recta final trato de que lo técnico funcione correctamente y todo lo demás se lo dejo al misterio, que el vivo devele lo irreversible. De todos modos siempre espero que mis trabajos logren comunicar lo que tengo para decir. En un contexto tan complejo como el que estamos viviendo, el "arte" se vuelve un acto de liberación colectivo y solitario a la vez. Moneyfest es una pequeña pieza de 15 minutos que busca burlarse del "arte". Espero que el conjunto de todas las piezas escupan un antihomenaje.

 

Victoria Boulay  - Poema dadaísta colectivo

Fresco colagenoplástico, anaplásico, glicoproteico, preguillotinado y autoadhesivo.

 

P1: La experiencia fue fabulosa. Emilio y Ricardo estuvieron desde el minuto uno pendientes de los proyectos desde un lugar super accesible. Durante los días de montaje, tanto ellos como Julieta se acercaron en múltiples ocasiones a ayudar. En el caso de mi proyecto, incluso se sentaron a recortar vinilo conmigo. Estoy muy agradecida.

 


 

P2: Espero que el público asista con ganas de participar en todas las obras.

 

 

Tags

  • Escénicas
  • Multidisciplinar
  • Teatro