El teatro como un acto de fe en la humanidad

En el marco de Bienal en Escena, la periodista Mercedes Halfon entrevistó al director de EnRealidad, Miguel Israilevich para que nos cuente más de su obra estrenada en el Festival y que este viernes se repone en Timbre 4 con funciones los viernes y sábados a las 23.30 hs.

¿Cuál fue la idea disparadora del trabajo y cuanto de eso llegó a la obra final?
Tenía ganas de arrancar a ensayar una obra que fuera sin texto previo. Todas las cosas que había dirigido habían sido tomando un texto y montándolo. Quería ver qué pasaba si partía de una idea y no de un texto. Por otro lado a partir de esa libertad de hablar de lo que yo quisiera, me di cuenta que nunca había puesto en juego un universo que es muy cercano a mi durante la infancia que es el de los psicoanalistas.  La profesión de mi madre y luego de mi hermana, la acompañaba a congresos, yo mismo me analicé durante muchos años. Y nunca lo había puesto en escena. Como no sabía cómo arrancar, robé de La casa de Bernarda Alba el mapa vincular. El rol de la que domina, las hijas, la rebelde. Trasladé ese mapa de vínculos a un grupo de supervisión de psicoanalistas. Y a partir de ahí empecé a investigar.

¿Si tuvieras que contar de brevemente de qué va la obra, qué dirías hoy?
Son tres niveles de realidad. Está la historia que sucede en 1940. Una familia de mujeres que vive en un pueblo de la provincia de BA donde llega un hombre que genera una disputa entre las hermanas. Después está el presente en el grupo de supervisión de psicoanalistas. Y después hay un futuro muy lejano en el que el mundo está dominado por las mujeres.  De un modo más sutil se cuenta el recorrido kármico de cada alma en cada mundo. Son seis actores que interpretan cada uno tres almas, una en cada mundo.

¿Qué es la fe para vos? ¿Es lo contrario de la realidad? Aparecen estas cuestiones en la obra
Sí. Hay un planteo que discute al psicoanálisis como disciplina. Yo tengo una educación judía. Después la dejé, me regí por el psicoanálisis, después practique budismo. Cada una de estos tipos de fe, tiene un paradigma. Yo arranqué la obra un poco en crisis con todos estos paradigmas. La fe es una búsqueda de una verdad propia. El teatro también, es un espacio de resistencia a los mandatos sociales, es el resultado de un encuentro. Que trasciende las épocas y la tencología. El teatro ayuda a defender lo humano.

¿Cómo fue la búsqueda con la actuación, al hacer cada actor tantos personajes?
Partimos de la idea de que la actuación es el resultado de cómo un contexto interviene a un actor y no la fuerza que haga un actor por actuar. El entorno hace la fuerza por uno. Dejándose atravesar por esos elementos deviene lo que está en escena. Después fuimos encontrando estéticas diferentes, por ejemplo en el pasado se usa mucho el melodrama, como si fuera una película, se habla a cámara. En el futuro hacen un cuerpo robótico estilo breakdance. Y en el presente usamos una actuación como de comedia de puertas de mala calidad. Es una obra Caballo de Troya. Se presenta, pero de adentro sale otra cosa inesperada que te impacta. Y ahí se terminan uniendo los tres mundos.

por Mercedes Halfon

EnRealidad
Viernes y sábados a las 23:30 hs hasta el 7-11
Timbre 4 - México 3554

Reservá acá:
http://alternativateatral.com/widgetlocalidades37433-enrealidad

¡Mirá las otras obras de Bienal en Escena!:
http://www.alternativateatral.com/evento1619-la-bienal-en-escena-temporada-de-estrenos-2015

 

Tags

  • teatro
  • EnRealidad
  • Timbre 4
  • Miguel Israelevich